Net Craman Abogados en la “Semana de la Internacionalización 2018”

Semana de la Internacionalización 2018

 

NET CRAMAN Abogados ha participado en la Semana de la Internacionalización 2018 organizada por Acció durante la jornada “Cómo cooperar tecnológicamente con éxito con China”.

China es un país cada vez más atractivo para las empresas, tanto por el gran potencial de su mercado interno como por el ambicioso programa del Gobierno de soporte a la tecnología y a la innovación. La cooperación tecnológica necesita un proceso estructurado para tener éxito y llegar al mercado. El factor clave de este proceso son los derechos de propiedad industrial.

En la sesión organizada por ACCIÓ pudimos conocer los principales riesgos a la hora de establecer una cooperación con China y cómo evitarlos.

China es el segundo país en solicitud de patentes internacionales (ZTE y HUAWEI lideran el ranking).

Se habló de experiencias en transferencia tecnológica en China, marco normativo de protección y defensa de la propiedad industrial en China, herramientas y servicios de la Comisión Europea para PYMES europeas y Protección del conocimiento.

NET CRAMAN Abogados trató sobre la cooperación tecnológica: el acuerdo de colaboración y el plan de explotación.

Se recomienda seguir los siguientes pasos:

  1. Registrar la marca comercial.
  2. Si se subcontrata la producción en China a varios fabricantes se debe reservar el ensamblaje final en España.
  3. Homologar los productos en China evitando facilitar toda la formulación completa.
  4. Adaptar el producto al mercado chino.
  5. Intentar fragmentar para evitar copias.

Zeclinics presentó el caso práctico. Han desarrollado un proyecto con el hospital chino Longhua Hospital y el Programa Bilateral Hispano-Chino de Cooperación Tecnológica (CHINEKA), gestionado por el CDTI: ‘Maneras innovadoras de perfilar los extractos de hierbas medicinales tradicionales de China a través del pez cebra (INNOTCM)’. El objetivo es examinar la eficacia y la toxicidad de estos compuestos para validar adicionalmente la relevancia biomédica en los campos de los trastornos cardiovasculares y del Sistema Nervioso Central.

Como conclusión, comentar que podemos transferir tecnología a China, pero nos hemos de proteger bajo contratos muy claros y completos y bajo la legislación china. Tenemos que realizar una Due Diligence de la empresa con la que nos vamos a asociar, delimitar muy bien el objeto y el Knowhow transferido, definir el plazo y los royalties. Las cláusulas clave son las de confidencialidad y el plan de explotación.

, , , , ,